1+
Entrar

 


       Un colegio con historia…

 

La Escuela José Bernardo Suarez  fue creada en año 1928. En sus comienzos funcionaba en casitas de madera en la calle Los alerces… hasta que en el año 1945 se traslada a la infraestructura que hoy conocemos, en calle Joaquín Rodríguez, con el nombre Escuela mixta D 167, recibiendo en su mayoría, a los habitantes de la Villa Santa Carolina.

A partir de 1986, como muchos otros colegios, nuestra escuela fue municipalizada pasando su  administración a manos de la   Corporación Municipal de Desarrollo Social de Macul.

 

A lo largo de los años ha tenido modificaciones en pos de la comunidad educativa aunque aún permanecen en la memoria,  su patio de tierra y los árboles frondosos que al pasar de los años se han convertido en salas generando un espacio inclusivo, donde el aprendizaje de los estudiantes se logra desarrollando sus habilidades para ser ciudadanos que influyan positivamente en nuestra sociedad.

 

Desde siempre se ha mantenido un estrecho vínculo con la Escuela de  Carabineros, gran parte de nuestros estudiantes son hijos de funcionarios que mantienen su compromiso constante en pos de nuestra comunidad educativa. Como no recordar la banda formada por alumnos y alumnas que sonaba imponentemente en cada ceremonia.

 

Con la incorporación de la Jornada Escolar completa en el año 2002 los numerosos y variados  talleres JEC potenciaban las habilidades de los estudiantes y daban un nuevo aire a este gran proyecto. 

Durante el año 2004 se establece la fusión con la escuela Cevima, el cierre de esta institución, por su baja matrícula, generó la llegada del nuevo alumnado y profesores dando comienzo a un nuevo desafío.

 

Como en toda familia hubo momentos difíciles, en el transcurso del año 2007 comienza la disminución paulatina  de matrícula provocando un estado de alerta en la comunidad,  obligando a dar un vuelco significativo en el lineamiento que la institución sostenía.

 

En el año de 2014 nuestra historia da un nuevo giro, el sello artístico toma un papel preponderante con la incorporación del teatro y las artes. Distinguidos profesionales y presentaciones a un alto nivel han demostrado la importancia de este sello, que ha colaborado en la formación integral de nuestros y nuestras estudiantes, permitiéndoles una mayor capacidad de expresión, de autovaloración y reconocimiento de nuestros pares. La inclusión de las artes no sólo ha potenciado la creatividad y las virtudes del trabajo en equipo, sino que ha hecho transversalmente una alianza con el resto de las asignaturas, de manera de fortalecer la educación integral de nuestro establecimiento.

Cabe destacar que el establecimiento cuenta con el Programa de Integración Escolar, atendiendo a alumnos con Necesidades Educativas Especiales (NEE) transitorias y permanentes.

Además de una gama de talleres artísticos y deportivos que buscan fortalecer aptitudes y promover actividades para el desarrollo del pensamiento y la expresión creativa de las personas, y que este sentir puede ser compartido con otros y para otros. A través de la expresión artística y cultural buscamos que los jóvenes puedan interactuar, compartir su realidad  y aprender de otros.

 

En el ámbito académico no podemos dejar de resaltar el apoyo significativo de los recursos didácticos y tecnológicos con los que se cuentan, como también el acompañamiento en aula que contribuyen al desarrollo de competencias de nuestros niños para la vida.

Hoy la escuela José Bernardo Suarez se ha convertido en un espacio multicultural que acoge a familias de diferentes países propiciando actividades que abarcan sus necesidades, generando espacios de bienestar que dan lugar a la participación y sobre todo resguardando derechos y  la inclusión.

 

Durante este largo camino han transitado generaciones de estudiantes que hoy se han transformado en apoderados, profesores y ex alumnos que mantienen un vínculo vivo con su querida escuela, esa escuela que los vio nacer y aún resuena en sus oídos el himno del colegio que los vio crecer…

“Siempre tendremos recuerdos gratos, de nuestra escuela noble de ayer

donde forjamos las ilusiones de un mundo nuevo con el saber…"

--> -->